Balneario de Augas Santas, ¿merece la pena? | OPINIÓN

Durante el puente de Todos los Santos tuvimos la oportunidad de hacer una escapada rápida a la Ribeira Sacra. Aunque sobre este viaje os hablaré en próximas entradas, no puedo dejar de daros un pequeño adelanto. Por ello, hoy os quiero hablar del Balneario de Augas Santas, ubicado muy cerca de Monforte de Lemos. ¿Quereis saber si merece la pena? ¿Precios? ¿Situación? ¿Es un balneario adaptado para todo tipo de usuarios? Recoge tu Mochila de Cromo y ponte el albornoz porque comenzamos… ¡ya!

Pero, ¿esto no es un hotel?

Sí, es un hotel balneario. Aunque sobre mi estancia en el hotel OCA Augas Santas os hablaré más adelante, quiero hacer una mención especial al apartado de aguas termales por el que es conocido el hotel, y también la zona.

Las aguas termales con diferentes propiedades minero-medicinales se encuentran en la fuente de Augas Santas, justo al lado del hotel, de dominio público. Desde la propia puerta del hotel puedes, en menos de 15 minutos, dar un agradable paseo hasta el entorno para conocerlas.

El caso es que gracias a estas aguas, ricas en sulfuros y bicarbonatos, es conocido el municipio de Pantón, en el extremo norte de la Ribeira Sacra, dentro de la provincia de Lugo. Y es que, aunque Ourense es el paraíso termal español, Lugo también tiene buenos balnearios. Como este de Augas Santas.

581c71e067f6c
Imagen promocional del balneario (Foto: OCA Hoteles)

Bueno, cuéntame la experiencia

Aunque el propio balneario está dentro del establecimiento hotelero, es posible utilizar sus instalaciones sin estar alojados, al igual que ocurre en otros balnearios como, por ejemplo, el de  Aquaxana en Oviedo.

Dispone de una recepción donde el personal te proporciona una toalla que será útil a lo largo del recorrido. Además, te resuelven cualquier duda que tengas, siempre con una sonrisa y total amabilidad.

A partir de aquí, y a través de un pasillo donde se encuentran los vestuarios (para usuarios externos al hotel) se accede al balneario propiamente dicho. A mano izquierda están los aseos mientras que a mano derecha se encuentra, junto a la pared de azulejos con el nombre Augas Santas en verde, una bancada calefactada donde descansar entre chapuzón y chapuzón. Justo en frente encontraréis una ducha, obligatoria antes de acceder a los vasos. Podréis dejar vuestro albornoz y toalla en cualquiera de los percheros que encontraréis por la pared aunque la gente, habitualmente, lo deja encima de las hamacas (cosa que no debería estar permitido). Dado que son todos iguales, y los percheros no tienen numeración (cosa que debería mejorar) es posible que os llevéis un albornoz ajeno (ocurre más frecuentemente de lo que pensáis).

Hotel-Balneario-Augas-Santas--22--1251.
Las camas ya no están dispuestas de esta forma (Foto: OCA Hoteles)

¡Al agua, patos!

Y de lleno a probar las aguas. Una escalinata nos permite tener el primer contacto con estas aguas minero-medicinales, bastante calentitas nada más entrar (quizás la sensación se acentúa porque fuera hace frío y viento, casi como un día invernal). Dispone de varios chorros y cuellos, con diferentes presiones, así como cerca de una decena de chorros subacuáticos, en esta primera parte del spa. Lo único a destacar de forma negativa es que, para ponerlos en marcha, es necesario moverse bastante de lado a lado ya que los botones de encendido solo se encuentran en un lateral. Normalmente la gente se va porque no sabe muy bien dónde debe encender estos cuellos.

Un poquito más allá, dentro de la misma piscina, nos encontramos con tres tubos que expulsan agua con cierta presión y una caída que permite desconstracturar la espalda. Justo delante, un cuello de cisne doble, perfecto para las cervicales. Antes de pasar el puente de madera que queda justo encima de nosotros, tenemos a mano derecha una parte de camas de hidromasaje. Son seis aunque solo funcionaban cinco, y están repartidas en parejas. Además, no todos los botones situados en la parte posterior funcionan correctamente, ya que algunos encienden dos camas a la vez y otros encienden camas anexas. Es un poco lioso.

Continuamos dirección al exterior ya que la piscina tiene una parte externa sin necesidad de salir del propio vaso ya que se puede continuar en el propio vaso. Antes, otro chorro a mano derecha y, en la parte semicircular, chorros para glúteos y cuadríceps, estos con bastante presión, cosa que se agradece.

Y fuera, en realidad, nos encontramos con la propia piscina pero sin ningún tipo de chorro, cuello o banco de hidromasaje. Es bastante decepcionante, teniendo en cuenta que esa parte el agua no está lo suficientemente caliente (hay partes del vaso donde se nota de forma abrupta la diferencia de temperaturas). Pensé que, como en otros balnearios como podría ser el de las Termas de Tiberio, en Panticosa (bastante popular) habría una piscina activa que, si bien invita al relax y la conversación, permita disfrutar de las propiedades del agua a la vez que de las vistas del entorno y la paz en general que se respira en esta zona de Galicia. Espero que, más adelante, mejoren esto.

Asimismo, al lado del puente de madera (cuya función no acabo de entender, la verdad) se encuentra un jacuzzi que, aunque es bastante grande, se torna como otra decepción ya que la presión de los chorros es ínfima, llegando a pensar que ni siquiera está encendido una vez te sientas en él. Deberían revisarlo.

Subimos al piso de arriba

En la parte superior cuenta con una enorme sauna seca dividida en dos, así como un baño turco y una zona fría que se parece bastante al baño turco y parece un aprovechado del mismo. En la sala fría encontraréis una fuente de hielo así como una ducha para dar contraste con el calor de la sauna y el baño. Bueno… en realidad solamente de la sauna porque el baño turco tiene de todo menos vapor. Al margen del poco respeto de algunos usuarios que piensan que es un espacio para comentar, casi a gritos, sus experiencias vitales, el vapor es escaso y, este hecho, se acentúa porque la gente continuamente entra y sale. No sé qué piensan que se van a encontrar una vez dentro, sinceramente.

balneario-augas-santas-monforte-lemos-galicia-1000x641
Detalle del centro, con la piscina exterior (Foto: Sparelajarse.com)

En la parte superior también encontraréis una zona de pediluvio y chorro pero, sorpresa, no está incluida en el acceso al balneario. No pasaría nada sino fuese porque se ve cómo la puerta ha sido recientemente modificada para que la gente que está en la zona balneario no entre en la zona de pediluvio. No sé cuál es la razón pero no creo que se pierda mucho dinero por permitir el acceso a esta parte, más si cabe para clientes alojados.

¿Y tiene una zona de descanso?

Sí. Justo debajo de las saunas, en la planta baja, encontramos una sala de relax. Aquí, el primer día que fuimos olía bastante a cerrado, con las butacas calefactantes sin estar disponible, y sin ningún tipo de servicio de agua o similar. No esperaba que, en un balneario de estas características fuese a encontrar servicio de agua y fruta fresca como en el spa del Parador de Corias, pero bueno, la esperanza es lo último que se pierde.

Inexplicablemente, el sábado esa sala sí estaba a pleno rendimiento, con una chica que cada poco se acercaba a comprobar que había agua caliente en un termo y suficientes infusiones en una cajita. Es decir, en pleno puente, el día 1 de Noviembre esa zona no se abre pero el sábado 2 sí. El precio del balneario, sendos días, fue el mismo.

Al lado del vaso existen seis tumbonas calefactantes, para descansar con el calorcito en la espalda, glúteos y cuello. Aunque las que funcionan lo hacen con una temperatura, para mi gusto, algo baja, cabe destacar que dos de ellas no funcionaban. Y repito, estábamos en pleno puente… no me quiero imaginar un martes cualquiera del mes de noviembre o febrero, en plena temporada baja.

Bueno… ¿estaba limpio?

Si bien es cierto que el sábado había personal limpiando y recogiendo el agua del suelo para evitar resbalones, el viernes no había siquiera personal vigilando las instalaciones. Sé que no es necesario, pero repito lo mismo, no sé porque un día festivo con gran afluencia de usuarios no se hizo y sí el sábado que, con una afluencia parecida, no tendría por qué haber diferencia.

El vaso, en cambio, estaba algo resbaladizo por lo que imagino que necesita una limpieza profunda; al pisar podías encontrar zonas como con arenilla y otras que, como os digo, estaban resbaladizas por culpa de una especie de babilla. El resto de instalaciones sí que estaban limpias, incluidos los vestuarios (sí, me colé en el de chicos para poder escribiros esta opinión al 100%).

¡Ay! No pareces muy convencido…

Creo que el balneario tiene sus luces y sombras. Si bien tiene potencial, le mata que no es acogedor y no invita ciertamente al descanso. Tampoco ayuda la iluminación, zonas donde el agua no está lo suficientemente caliente, el hecho de que falten chorros y cuellos para todos los usuarios o que su piscina exterior esté infrautilizada. Menos ayuda el respeto (o mejor dicho, el poco respeto) de algunos usuarios aunque, por supuesto, el balneario no es responsable de este tipo de actitudes.

Creo que, en definitiva, necesita una renovación y limpieza a fondo, con un mantenimiento adecuado de las instalaciones en general, con reparación de chorros, cuellos, camas y demás que permitan funcionar a pleno rendimiento. Tiene potencial, como así lo demuestra algún galardón conseguido, pero se ha quedado un pelín anticuado.

Os recomiendo además que evitéis, como nosotros, las horas en las que se permite el acceso a menores para poder descansar y desconectar totalmente. En cambio, aunque no lo parezca, veo muy bien que se limiten horas para usuarios con niños ya que los padres también tienen derecho a disfrutar con los más peques de las instalaciones termales.

Las fotografías en el interior no están permitidas y es obligatorio el uso de gorro, bañador y chanclas (si se os olvidan podéis comprarlas en la recepción del balneario). El precio para clientes alojados es de 14,50€ mientras que para el resto de usuarios asciende hasta los 19,50€. La sesión, además, es de dos horas.

Y vosotr@s, ¿conocías este balneario? ¿habéis estado por la zona de la Ribeira Sacra? Recuerda que siempre os leo en el apartado Comentarios que encontraréis en un poco más abajo. Recuerda que las opiniones aquí vertidas son fruto de experiencias propias y, en ningún caso, objeto de promoción

Asimismo, puedes seguirme en redes sociales para estar al tanto de las últimas novedades

¡Nos leemos!

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: