Bufones de Pría, Asturias | LUGARES CON ENCANTO

Ubicados en la costa oriental asturiana, esta formación geológica se ha convertido en uno de los reclamos más importantes del municipio de Llanes. ¿Quieres conocer qué son realmente? ¿Cómo llegar? ¿Algún consejo más? Recoge tu Mochila de Cromo porque comenzamos… ¡ya!

¿Dónde se encuentran?

Los bufones de Pría se encuentran en el municipio de Llanes aunque hacen frontera con el concejo de Ribadesella, separados por el río Guadamía y la playa del mismo nombre. Para llegar hasta ellos, lo más recomendable es tomar la autovía A-8, la Autovía del Cantábrico, y si vienes desde Oviedo/Gijón/León/Galicia, tomes la salida 312 Pría-Nueva-Ovio. Verás que, a partir de aquí, todo el recorrido está marcado e indicado. No es esta la única entrada, por supuesto, ya que existen otras a lo largo de la autovía, en el entorno de Llanes, que os llevarán de una forma u otra hasta los bufones (todas indicadas con señales; no tiene pérdida).

Pero, espera, ¿qué son los bufones?

Nada tiene que ver con un circo, aunque hay que reconocer que es todo un espectáculo. Los bufones son formaciones geológicas formadas tras el paso de los años sobre la roca caliza, la cual es porosa, y que con el desgaste propio de la mar, es decir, de la erosión marina, se han formado unas simas comunicadas a través de una chimenea con el exterior.

Cuando el oleaje es lo suficientemente fuerte, las olas entran con mucha fuerza en estas simas, provocando la salida a gran presión del agua del mar a través de la chimenea. Así, aparecen unas columnas de agua a modo de géiser que pueden llegar a alcanzar hasta los 25 metros de altura, en días de mala mar. El nombre, por tanto, viene de ese silbido tan característico que provocan estos agujeros en la roca ya que, en el fondo, parecen que silban.

Todo un espectáculo visual y que deja un olor a mar indescriptible. Eso sí, mucha precaución ya que no es ningún juego.

¿Y merece la pena?

Por supuesto. El entorno es paisaje protegido por el Principado y tiene unas vistas al Cantábrico espectaculares, así como a los acantilados de Ribadesella. Debéis tener mucha precaución ya que no hay ningún tipo de protección y, por desgracia, una caída sería fatal.

Siempre es un buen momento para acercarse a conocerlos pero, sin duda, la época más propicia para verlos en todo su esplendor es en otoño e invierno, coincidiendo con días de temporal o mala mar (no tiene por qué estar lloviendo fuera) y así apreciar las enormes columnas de agua a presión.

IMG_8555
Atardecer desde los bufones (foto propia)

Si vais con tiempo, al otro lado del río Guadamía podéis encontrar un área recreativa, muy frecuentada por veraneantes y autocaravanas que, en invierno, dan paso a los pescadores que toda la vida han cogido sus capturas en la zona. Este área, con un amplio aparcamiento y de muy fácil acceso, cuenta con varias mesas tipo merendero así como alguna barbacoa. Allí encontrareis, aunque de menor tamaño, algún bufón más.

¿Alguna recomendación específica?

Sí. Y bastante importante. El acceso, hoy en día, a los bufones está restringido a vehículos, permitiéndose solo el acceso a los propietarios de casas de la zona por lo que se ha habilitado, a apenas un kilómetro a pie de los mismos, un amplio aparcamiento gratuito. Tendréis que dejar el coche ahí y acercaros a pie.

Los más intrépidos, o atrevidos, pueden intentar llegar hasta básicamente la entrada pero creedme que la Guardia Civil hace rondas de vez en cuando, más en verano, y no es nada raro encontrar como van poniendo multas uno a uno. No seáis vag@s, y respetemos entre todos el entorno. Además, el paseo hasta allí es muy agradable y siempre podéis recuperar fuerzas (tanto a la ida como a la vuelta) en los dos bares que se encuentran de camino, los cuales ofrecen carta, menús, bocatas, helados…

Y por último, no te quedes solo con los bufones nada más acabar el sendero. Cuando lleguéis, veréis que el camino continua un poquito más para arriba. Los turistas no suelen continuar ya que parece que no hay nada más allá, pero se equivocan. La enorme punta que sobresale es un lugar privilegiado de pesca (guardo buenos recuerdos de toda esta zona) y tiene unas vistas panorámicas de toda la costa oriental increíbles. Además, aunque de menor tamaño, aún podréis encontrar algún bufón solitario.

¿Habéis estado alguna vez por la zona? ¿Conocías esta joya natural de Asturias? Recuerda que puedes dejarme cualquier cuestión u opinión en el apartado Comentarios aquí debajo.IMG_8581

Recuerda que las opiniones aquí vertidas son fruto de experiencias propias y, en ningún caso, objeto de promoción. Dado que el blog no tiene financiación externa, si estás pensado en realizar una escapada o quieres reservar un alojamiento con 15€ de descuento te dejo el enlace a mi código descuento en Booking con el que tú consigues esos 15€ de descuento y contribuyes al mantenimiento del blog. ¡Así de fácil!

Asimismo, puedes seguirme en redes sociales para estar al tanto de las últimas novedades

¡Nos leemos!

One thought on “Bufones de Pría, Asturias | LUGARES CON ENCANTO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: